Familia y Educación

Comprender y sanar la homosexualidad

Escrito por Richard Cohen. Publicado en Afectividad-Sexualidad.

Empieza a caer el tabú: LibrosLibres edita -por fin- en español el clásico de Richard Cohen sobre su testimonio y la sanación de los deseos homosexuales. Este terapeuta americano, que fue él mismo homosexual y atravesó muchas fases en su camino hasta una heterosexualidad sana, dirige la Fundación Internacional para la Curación y ha ayudado a cientos de personas a las que ha tratado en persona, y a muchas más con sus libros. La homosexualidad no es genética, se puede tratar, se puede curar y se puede prevenir.


Este es el objetivo de un libro que insiste en el poder del amor no erótico y la presencia amorosa y necesaria del padre y la madre (los dos) en nuestra infancia.

Según Cohen, en consonancia con muchos otros psicólogos y terapeutas que también tratan la homosexualidad, la atracción por el mismo sexo es una respuesta defensiva frente a conflictos actuales (una situación laboral decepcionante, por ejemplo), reaccionando frente a un trauma infantil sin resolver (una violación, un maltrato), buscando dar satisfacción a necesidades homoemocionales insatisfechas (compensar la falta de cariño de los del mismo sexo, quizá un padre ausente, quizá unos compañeros crueles).

Hay una necesidad de amor del progenitor del mismo sexo, hay necesidad de identificarse con el propio sexo, y puede desembocar en un temor al sexo opuesto.

También es posible que la persona con tendencia homosexual experimente una falta de afecto respecto a su progenitor del mismo sexo, a los compañeros de su sexo, a su propio cuerpo, o a su propio género. El resultado de cualquiera (o varias) de estas variantes es un desorden del afecto hacia el mismo sexo.

Puede curarse, aunque no es fácil. Pero la posibilidad está ahí para quien intente abordar las cuatro etapas que se proponen:

1) Cortar con la conducta sexual, desarrollar una red de apoyo (amigos, grupo de oración, terapeuta) y desarrollar la autoestima y la relación con Dios.

2) Manteniendo la autoestima, la relación con Dios y con la red de apoyo, desarrollar habilidades y técnicas para resolver problemas; identificar los pensamientos y necesidades del niño interior.

3) Descubrir las causas profundas de las heridas homoemocionales, iniciar el proceso de queja ("¿por qué me hiciste aquello de niño?"), perdón ("te perdono, me perdono"), toma de responsabilidades (distinto a culpabilidades). Desarrollar relaciones sanas y curativas con el mismo sexo.

4) Curación de las heridas heteroemocionales

El libro está lleno de testimonios de curación y transformación, empezando por los del autor, seguido por varios de los hombres y mujeres que lo ha tratado y se han sanado. No es un libro sólo para las personas afectadas por este problema. El fondo es siempre una falta de amor: padres o madres ausentes o sobreprotectores, que gritaban, que pegaban, que nunca estaban, separados o divorciados... También adultos que han abusado de niños, o personas con autoridad que han seducido a jóvenes.

Son heridas emocionales que no matan, pero mutilan, hieren, y crean personas heridas que hieren a otras, buscando compulsivamente en el sexo y en diversas relaciones un amor reparador que no recibieron en su momento. Es una llamada a la solidaridad con los que sufren, a la esperanza, al trabajo en grupo, al cuerpo usado para abrazar, para expresar un cariño sano, para estar con los que amamos, para hacer hombres o mujeres libres y seguros que puedan amar y ser amados por mujeres u hombres libres y seguros. Un libro para citar y recomendar a muchas personas que conocemos y sufren, quizá tras una máscara.

COHEN, RICHARD: Comprender y sanar la homosexualidad.
Título original: Coming Out Straight. LibrosLibres, Madrid, 2004. 360 pág. 18,95 euros. Más información en www.libroslibres.info
Instituto Valenciano de Fertilidad, Sexualidad y Relaciones Familiares www.ivaf.org