Familia y Educación

Educación-Enseñanza

‘La educación cristiana’,Antonio Amado Fernández

Escrito por ForumLibertas.com. Publicado en Educación-Enseñanza.

 

Reflexiones acerca de la educación: los interrogantes que todo profesional de la enseñanza se debe hacer

Este libro pretende ser una ayuda para todos los que trabajan en el campo de la educación. No ofrece un formulario de soluciones para problemas concretos sino que reflexiona sobre algunos aspectos fundamentales: ¿Cuál es el fin de la educación?, ¿qué significa educar?, etcétera.

Estos y otros interrogantes, a menudo ignorados en la elaboración de los planes de estudio, son los que abordan estas páginas.

Antonio Amado Fernández

La educación cristiana

Editorial Scire

126 páginas

ForumLibertas.com

 

La ideología de la teoría de género y la “Caritas in Veritate” (II)

Escrito por monseñor Tony Anatrella. Publicado en Educación-Enseñanza.

ROMA, martes 14 de septiembre de 2010 (ZENIT.org).- Si en la ideología de la teoría de género se dice que cada uno construye e inventa sus normas, ¿qué dice la Caritas in Veritate al respecto? Monseñor Tony Anatrella responde a esta pregunta en esta entrevista sobre la encíclica social de Benedicto XVI Caritas in Veritate y la teoría de género. Un tema sobre el que monseñor Anatrella trató el pasado mes de julio en una conferencia dada a los obispos del continente africano.

Monseñor Tony Anatrella es psicoanalista y especialista en psiquiatría social. Consultor del Consejo Pontificio para la Familia y del Consejo Pontificio para la Salud, es también miembro de la Comisión Internacional de Investigación sobre Medjugorje de la Congregación para la Doctrina de la Fe, y asesora y enseña en París en el IPC y en el Collège des Bernardins.

Fue invitado a dar una conferencia sobre el tema: "La Caritas in Veritate y la teoría de género" a los obispos africanos reunidos en Accra (Ghana) para la plenaria del SCEAM, celebrada del 26 de julio hasta el 2 de agosto de 2010.

Sobre este tema concedió también esta entrevista a ZENIT, que por su densidad y extensión ofrecemos en cuatro partes (la primera ayer, 13 de septiembre) hasta el próximo jueves.

- Si en la ideología de la teoría de género se dice que cada uno construye e inventa sus normas, ¿qué dice la Caritas in Veritate al respecto?

Monseñor Tony Anatrella: Estamos en plena ilusión narcisista de creer que el hombre se crea a sí mismo y es su propia referencia. Es el pecado del espíritu por excelencia, el pecado original aún en acto.

En la Caritas in Veritate, el Santo Padre se interroga, según sus palabras, sobre la ideología tecnocrática que crea sistemas de comprensión del hombre y de organización de la sociedad poco realistas y contrarias tanto a las necesidades humanas como al bien común.

Es por ello que el Papa, en su encíclica, pone en guardia contra "la utopía de una humanidad vuelta a su estado original de la naturaleza", que es una manera de "separar el progreso de su evaluación moral y, por lo tanto, de nuestra responsabilidad "(n. 14). Detrás de esta noción de "una humanidad vuelta a su estado original", se revela el deseo de deconstruir las relaciones económicas en nombre de la sociedad de mercado, pero también los conceptos de hombre y mujer, pareja, matrimonio, familia y crianza de los hijos. La verdad del hombre se encontraría así en la indiferenciación para ser iguales, en la liberación de todos los modelos y de todas las representaciones, elaborados por el proceso de la civilización, concebidos como superestructuras que frustran los deseos primarios y las exigencias circunstanciales.

En este sentido, el Papa dijo, el hombre ya no se concibe como un don ofrecido a sí mismo con una ontología que le es propia, sino como un ser que se crea y forma a sí mismo. El desarrollo humano, lejos de ser una vocación que viene de una llamada trascendental, y que por tanto tiene un significado, a menudo se presenta a través de la idea de que el hombre debe darse un sentido a sí mismo. Sin embargo, señala Benedicto XVI, "el hombre es incapaz de darse a sí mismo su propio sentido último" (n. 16). Volviendo a la Populorum Progressio, dijo: "el verdadero humanismo se abre al Absoluto, en reconocimiento de una vocación que da la idea de la vida humana". De lo contrario el hombre pensará sólo mirándose a sí mismo, sin otro tipo de relación que su propio narcisismo y vanidad, una visión que caracteriza el espíritu pagano de las sociedades occidentales, impregnadas de nociones egoístas. Los constructores de ilusiones, en palabras de Juan Pablo II (n. 17), "basan siempre sus propias propuestas en la negación de la dimensión trascendente del desarrollo, seguros de tenerlo todo a su disposición. Esta falsa seguridad se convierte en debilidad, porque comporta el sometimiento del hombre, reducido a un medio para el desarrollo, mientras que la humildad de quien acoge una vocación se transforma en verdadera autonomía, porque hace libre a la persona"(n.17). En otras palabras, si el sujeto humano desarrolla una personalidad particular, en el sentido psicológico del término, ya no es su ser el que sirve de base para su desarrollo personal y social. El hombre se hace libre, independiente y vigoroso cuando reconoce el origen de su ser. En esta perspectiva, la fe cristiana es una liberación porque Cristo le revela su verdad en el alfa y la omega. Una "verdad que libera "(Jn 8, 36-38), y esta verdad, las realidades importantes, permiten inscribirse en un desarrollo constante, que es otra cosa distinta que construirnos, dice Benedicto XVI.

Pero esta verdad está lejos de ser aceptada como un don recibido. La verdad es a menudo considerada como un producto humano, cuando es, en el mejor de los casos, el resultado de un descubrimiento o una recepción (n. 34). Es así que "el amor en la verdad pone al hombre en la sorprendente experiencia del don" (n. 34). El hombre cultiva una mala fe para no reconocer este hecho, y se retira hacia la autosuficiencia, hacia una verdad a medida y conveniente. Quiere luchar contra el mal con sus propias fuerzas y en nombre de las leyes democráticas que se fabrica. Trata de ignorar el sentido del pecado y del mal que hieren al hombre, creyendo erradicarlo con leyes civiles que a veces no hacen sino fortalecerlo. El hombre moderno, dice el Papa quiere que coincida el bienestar material y social con la salud, o incluso la felicidad. Al tratar de salvarse a sí mismo, no sólo se pierde sino que se queda aún más en la depresión, por ser incapaz de encontrar la fuente de su ser.

- ¿La ideología de género habría tomado el lugar de otras ideologías difuntas?

Monseñor Tony Anatrella: Hay que tener en cuenta que las organizaciones internacionales, las Naciones Unidas, la Comisión Europea y el Parlamento en Estrasburgo imponen esta nueva ideología en la ignorancia de los ciudadanos. He dado muchas conferencias sobre este tema en Francia y en el extranjero, y el público se queda a menudo sorprendido al constatar que estas ideas se han filtrado insidiosamente en las leyes civiles, en los medios de comunicación, en las series de televisión, en la escuela secundaria y en la Universidad. Los medios de comunicación franceses valoraron, de forma demagógica y sin sentido crítico, la creación de una Cátedra sobre Género, en Ciencias Políticas en París en la primavera de 2010, cuando esta ideología inerva la educación y las representaciones sociales en años. Como siempre la ideología de moda de una época no puede soportar la crítica, como en los años 1950-1960, estaba de moda en los círculos llamados intelectuales, no criticar el marxismo, sino más bien honrarlo en todas las disciplinas. La mayoría de los estudios universitarios fueron impregnados de él.

La ideología del género ahora pasa a través de leyes que tienen por objeto crear la realidad social. Este es el caballo de Troya y es demasiado tarde cuando se descubre. Los africanos quieren ser vigilantes sobre el tema, y su clarividencia me ha impresionado durante mi estancia en África. Ellos nos pueden dar lecciones de realidad y de pensamiento.

Occidente debería ser más humilde y modesto en relación con los africanos, de lo contrario corremos el riesgo de socavar nuestra credibilidad y de verles volverse a la colaboración con otros países y otros horizontes culturales. Las democracias, dado que todavía están en esta lógica de que estamos en la era de los grupos de presión y de los informes compuestos ideológicamente de antemano, en muchos organismos internacionales y europeos, crean a menudo leyes (tecnocráticas) en nombre de simples ajustes técnicos, como el ministro de Justicia había dicho en Francia durante el voto de los PACS (1999), de modo que abrazan por principio una concepción de la vida y alteran el sentido de la realidad. Este es el sentido de lo que ha pasado con la institución del matrimonio. El marxismo quería inventar un nuevo hombre, el nazismo, un hombre puro, y la teoría de género, un hombre liberado de la diferencia sexual: los hombres y las mujeres son intercambiables en el nombre del falso valor de la paridad, y las orientaciones sexuales podrían ser origen de la pareja y de la familia. ¿Cómo no ver que el nihilismo y el revisionismo de las realidades más importantes están manos a la obra?

 

Esterilizar a los “no aptos”

Escrito por Por el padre John Flynn, L. C., traducción de Justo Amado. Publicado en Educación-Enseñanza.

Eugenesia con el pretexto de proteger a los niños

ROMA, domingo, 12 de septiembre de 2010 (ZENIT.org).- Un sociólogo británico sostiene que las personas "no aptas" deberían ser esterilizadas, puesto que no son capaces de criar hijos de manera responsable.

El profesor David Marsland, que ocupa un puesto académico en la Universidad Brunel, de Londres, y en la Universidad de Buckingham, hacía estos comentarios el 26 de agosto en la serie Iconoclasts de la BBC Radio 4. El programa se presentaba como un lugar para "pensar lo impensable".

Según Marsland, los no aptos incluyen a drogadictos, alcohólicos y personas con problemas psicológicos. Deberían ser esterilizados de manera permanente de manera que se evitara la negligencia y el abuso con los niños, indicaba.

Cuando la gente está en tales situaciones, y cuando estas situaciones persisten incluso después del tratamiento de un periodo de cinco años, si es probable el abuso de niños, afirmaba, la única solución es esterilizar a dichos individuos.

"Se debe prevenir que los infractores tengan más hijos y multipliquen sus víctimas", decía.

Tras la presentación inicial de su postura, participó en un debate con un equipo de comentaristas, que estaba compuesto de trabajadores sociales y otros profesionales muy críticos con sus propuestas.

Sin embargo, cuando al final de los 45 minutos de programa se le preguntó si algo de lo que había oído le había hecho cambiar sus ideas, replicó que no, diciendo que estaba más convencido que al principio.

"Y no andamos cortos de gente, así no hay necesidad de usar este derecho (el derecho a tener hijos), aunque sea un derecho, somos más bien demasiada gente", concluía.

Marsland no se ha quedado solo a la hora de proponer esta línea de actuación tan drástica, aunque en el pasado ya se propuso para los drogadictos y alcohólicos.

Esterilizados por dinero

En 1997, Barbara Harris establecía un proyecto en Estados Unidos llamado Project Prevention. Daba a los drogadictos 300 dólares si accedían a usar la anticoncepción a largo plazo o a ser esterilizados.

Según su página web, el proyecto va a internacionalizarse y dos miembros del personal visitarán el Reino Unido a finales de septiembre para trabajar en un documental y visitar diversas organizaciones.

Un artículo publicado el 17 de abril en la página web Time.com analizaba la labor de Project Prevention. Indicaba que la organización había trabajado hasta ahora con 3.371 adictos en Estados Unidos. De estos, 1.253 aceptaron la esterilización, mientras que los demás optaron por la anticoncepción.

El artículo también informaba de las críticas al traslado al Reino Unido. "Sus prácticas son moralmente reprehensibles e irrelevantes", afirmaba Simon Antrobus, director ejecutivo de Addaction, una organización de tratamiento para drogas y alcohol de Londres.

Una organización de Estados Unidos, National Advocates for Pregnant Women (NAPW), acusaba a Harris de extender "propaganda peligrosa", informaba el 8 de febrero la BBC.

Según el reportaje, NAPW sostenía que Harris está implicada en un proyecto de ingeniería social, al definir a una categoría de personas como no apta para tener hijos. De hecho, sus críticos han comparado lo que hace Harris con el programa nazi de eugenesia, que no sólo se centraba en exterminar a los judíos, sino también contemplaba el asesinato de muchos gitanos y enfermos mentales.

Más reacciones negativas despertó un viaje de Harris al Reino Unido en mayo para promover su labor. Una mujer de Escocia se quejaba a la policía tras haber sido contactada por representantes de Project Prevention, informaba el 23 de mayo la BBC.

Aunque Deborah Wilson había abandonado una clínica sanitaria, se le ofrecieron 200 libras (309 dólares), si accedía a ser esterilizada. La mujer dijo que no es drogadicta y que salía simplemente de la clínica tras visitar a su médico. También se quejaba de que en aquel momento iba con su hijo de 9 años, y que no deberían haber planteado un tema como ese delante de él.

Estas críticas mordaces han servido de poco para disuadir a Harris. Según un artículo sobre su trabajo publicado el 12 de junio por el periódico británico Guardian, Project Prevention planea comenzar su labor en Haití.

"Vamos a ofrecer inyecciones de 'depo' cada tres meses a mujeres a cambio de cartillas de alimento", declaraba al Guardian Harris. Con "depo" se refiere a inyecciones hormonales de depo-provera que se utiliza como un método anticonceptivo.

Discapacitados

El objetivo no son sólo los drogadictos y los enfermos mentales. Poco antes de la emisión de los argumentos de Marslanda, un juez del Reino Unido dictaba sentencia en contra de un consejo local en sus intentos de esterilizar a una mujer con bajo índice de inteligencia.

El plan era que la policía sacara a una mujer casada (cuyo nombre no se menciona) de su hogar, y luego sedarla y esterilizarla contra su voluntad, informaba el periódico Telegraph el 18 de agosto.

El juez Bodey estaba de acuerdo en que carecía de la capacidad mental para tomar decisiones importantes en su tratamiento médico. Establecía, sin embargo, que el plan para evitar que esta mujer de 29 años tuviera hijos "plantea profundas cuestiones sobre la intervención del estado en la vida privada y familiar".

A principios de este año, un tribunal de Australia adoptó la postura opuesta. El Tribunal de Familia dio su visto bueno para que los padres de una niña de 11 años con discapacidades profundas, Angela, fuera sometida a una histerectomía, informaba el 9 de marzo el periódico Australian.

"Siempre se trata de chicas discapacitadas", afirmaba Carolyn Frohmader, presidenta de Women with a Disability Australia. Su organización ha trabajado durante años para que se prohíba la esterilización de niños discapacitados.

"Cuando se revisan los casos, nunca hay un chico, no importa lo discapacitado que esté, que tenga que ser esterilizado", apuntaba.

Sus padres creyeron que los periodos de su hija disparaban su epilepsia y quisieron aliviar su enfermedad.

Eugenesia

Aunque algunas de estas peticiones de esterilización pueden parecer el punto de vista de un pequeño grupo de extremistas, son simplemente la extensión lógica de una mentalidad eugenésica que se ha extendido en los últimos años.

Un ejemplo de esto es lo ocurrido cuando las madres embarazadas dan positivo de síndrome de Down. Las cifras recientes del estado australiano de Victoria muestran que el número de mujeres que pusieron fin a sus embarazos tras descubrir que sus bebés tenían el síndrome de Down se ha casi triplicado en una década.

Según un artículo publicado el 22 de julio de 2006, en el periódico Herald Sun, hubo 146 abortos, incluyendo cinco en un momento avanzado de la gestación, por síndrome de Down, en comparación con los 54 de 1995. Se abortaron el doble de bebés con síndrome de Down de los que nacieron con dicha enfermedad.

El día anterior el periódico había informado de que dos parejas de Victoria han demandado a sus médicos por haberse equivocado en la diagnosis de Síndrome de Down de sus bebés no nacidos, negándoles la oportunidad de abortar.

Otra manifestación de esta mentalidad es el deseo de tener hijos que sean más inteligentes o hermosos. William Saletan, en un comentario publicado el 29 de marzo en la página web Slate, reflejaba los resultados de una encuesta de la Universidad de Nueva York.

Revelaba que entre el 10% y el 13% de los pacientes que buscan asesoramiento genético afirmaba que analizarían los embriones para seleccionar altura, inteligencia o capacidad atlética. "Esa es la cifra de los que admiten que lo han hecho", añadía.

Saletan también citaba un análisis de Aaron Levine, profesor en el Georgia Institute of Technology. Levine examinó los anuncios de los periódicos universitarios que buscaban donantes de óvulos para los tratamientos de fecundación in vitro. Un significativo número de ellos ofrecían más dinero a mujeres que tuvieran más probabilidad de tener hijos más guapos o más atractivos, basándose en el expediente académico de la donante y en su apariencia personal.

Desde entonces han aparecido noticias sobre una organización de Dinamarca llamada Beautiful People que ahora ofrece un servicio de fertilidad. Los miembros del grupo, que sólo son aceptados si se juzga que son suficientemente atractivos, ofrecen su esperma y sus óvulos a personas menos atractivas para que los compren, con la esperanza de que tengan una mejor descendencia.

Una vez que se pierde la convicción de la dignidad innata de la persona humana, sólo hay un paso de querer un niño más inteligente a esterilizar al "no apto".

Prohibido marginar al gordito

Escrito por Ramírez de Castro. Publicado en Educación-Enseñanza.

Por primera vez se regula por ley la discriminación por obesidad. Ni chuches en el colegio, ni grasas trans en el pan del supermercado. El Gobierno aprobó ayer el proyecto de ley de Seguridad Alimentaria con el que quiere frenar el ascenso de la obesidad en España y mejorar la seguridad de los consumidores. La nueva legislación ataca al exceso de peso, pero con un mensaje de apoyo a quien lo sufre. Por primera, una legislación española regula la promoción de hábitos saludables y prohíbe discriminar por obesidad.

Mucho que mejorar

Escrito por ABC 08/09/10. Publicado en Educación-Enseñanza.

El informe anual de la OCDE refleja las deficiencias habituales del sistema educativo español, así como el fuerte desajuste entre la educación y el mercado de trabajo.

A pesar del triunfalismo gubernamental en la interpretación de los datos, el informe anual de la OCDE continúa reflejando las deficiencias habituales del sistema educativo español, que nos sitúan muy por debajo de las expectativas razonables para una sociedad con alto nivel de desarrollo. Es lógico que España se acerque a la media de los países evaluados, ya que el margen de mejora es muy superior, pero el hecho de acortar distancias no significa que los índices sean satisfactorios. En el informe queda claro que hay un fuerte desajuste entre la educación y el mercado de trabajo, lo que provoca, por ejemplo, que el 44 por ciento de los titulados superiores entre los 25 y los 29 años ocupe puestos de cualificación inferior a sus estudios, frente al 23 por ciento de media en la OCDE. En el mismo sentido, la carencia de titulados de Formación Profesional de grado medio es la eterna asignatura pendiente, con datos que se sitúan catorce puntos por debajo de los de los países comunitarios que forman parte de la organización que emite el informe.

El esfuerzo de inversión pública en educación empieza a situarse en niveles adecuados, pero no hay garantía de que las previsiones oficiales se mantengan en tiempos de reducciones presupuestarias generalizadas. Tampoco debe ignorarse el coste que supone la heterogeneidad de modelos educativos entre diferentes comunidades autónomas. Por supuesto que las generaciones actuales gozan de más y mejores opciones para su formación, pero ello es consecuencia lógica del éxito social y económico del conjunto de los españoles y no puede atribuirse -como algunos pretenden- a los supuestos méritos de un Ejecutivo ávido de buenas noticias.

ABC 08/09/10

Recomendamos

Noticias de ageanet

Escriba su correo electrónico