Familia y Educación

Violencia doméstica, educación sexual, divorcio..., la opinión de una experta en familia

Escrito por Zenit. Publicado en Familia-Matrimonio-Vida Conyugal.

Entrevista a Lorena Asensio, vicepresidenta del Grupo de Entidades Catalanas de la Familia
Las cuestiones de bioética y moral sexual preocupan a asociaciones familiares, como el Grupo de Entidades Catalanas de la Familia.
Zenit ha hablado con Lorena Asensio Pesas, maestra, madre de seis hijos y vicepresidente de esta institución, para profundizar en su visión sobre aspectos como reproducción asistida, violencia doméstica o divorcio.


Lorena Asensio ha estado vinculada permanentemente a organizaciones aconfesionales y apolíticas. Ha sido Vicepresidenta de Telespectadores Asociados de Cataluña. Actualmente es la Vicepresidenta del Grupo de Entidades Catalanas de la Familia (http://www.sobrelafamilia.org), Miembro del Forum de Entidades del Consejo Audiovisual de Cataluña, y Formadora del Programa «Tiempo de Familia» del Departamento de Bienestar y Familia de la Generalitat de Cataluña.

--El panorama bioético actual es inquietante. ¿Tiene miedo que España en particular se convierta en una selva sin ley en lo que concierne la bioética? Por ejemplo, muchas parejas europeas vuelan hasta Barcelona para poder tener un hijo en un laboratorio, los abortos parecen más fáciles que en otros sitios, etc.

-- La situación histórica que vivimos es fruto del liberalismo radical economicista en el campo de la vida humana.

En este momento se da la espalda a la ecología humana que tiene un camino biológico natural y integral y ha sido sustituida por la cultura del sentimentalismo del «derecho al hijo» y también de la violencia con el «exterminio aséptico» de la vida humana.

Por otra parte hemos pasado de la «prevención del embarazo» buscando «sexo sin hijo», a la búsqueda del «hijo sin sexo».

La ruptura de la armonía de la sexualidad humana se ve agravada por un complejo y sospechoso entramado de relaciones comerciales médico a paciente. Sin duda detrás de esta situación hay grandes intereses comerciales de empresas farmacéuticas y de instalaciones médico-sanitarias.

Es cada vez mayor el número de especialistas que denuncian el «encarnizamiento reproductivo» al que se somete a muchas mujeres, ya que se obtienen más beneficios utilizando técnicas de laboratorio que promoviendo la independencia de la paciente enseñándole a detectar sus ciclos ovulatorios y tener el hijo de forma natural.

Para comprender cuál ha sido hasta hoy la actitud del gobierno en este campo sólo hay que preguntarse ¿cuánto dinero ha invertido en ayudas y programas destinados promover el autoconocimiento corporal y el reconocimiento de los ciclos de fertilidad/infertilidad de la mujer? La respuesta es casi nula. ¿Cuanto dinero se ha invertido en organizaciones y en programas de ayuda a mujeres que querían tener el hijo que venía en camino? La inversión ha sido irrisoria, los números cantan.

--A pesar de decisiones que han airado a muchos católicos, el nuevo gobierno en España ha tomado medidas contra la violencia doméstica de manera drástica. ¿ Le parecen adecuadas y loables?

-- Creo que una sociedad civilizada debe tomar medidas para que estos hechos que desde hace siglos ocurren sucedan cada vez menos y se lleguen a erradicar. Sin embargo dada la «espectacularización» que se viene dando a través de los medios de comunicación, el gobierno se ve impelido a actuar con urgencia por el rechazo social que producen estos casos.

Un riesgo que corre el gobierno actual es el de lanzarse a promover políticas que en realidad sean golpes de efecto pero que no contemplen un análisis prudente del problema de forma interdisciplinar y calculando los riesgos beneficios de la implementación de ciertas medidas.

Como es lógico es necesario que se tomen medidas para proteger a la mujer, los hijos e hijas, o los familiares; sin embargo el gobierno no está libre de la influencia de algunos sectores del feminismo radical, muy introducido en puestos clave de poder, que promueve una agria cultura anti-hombres muy negativa que quiere focalizar las políticas sin tener en cuenta la especificidad de la forma de ser y de vivir masculina, que es diferente del punto de vista femenino, y creo que este es un error que nos puede costar muy caro, llevando a mayores demostraciones violentas, a actitudes atrincheradas y a cada vez mayor número de casos de poner punto final a la historia familiar con suicidio incluido.

Por otra parte, el interés que han suscitado estos tristes casos y el espacio mediático que se les brinda en los medios dada su espectacularidad tiene un efecto boomerang, pues si por un lado sirve de denuncia por otro amplifica el problema de forma desmesurada, dando sensación de epidemia, como también ocurre con temas sociales.

Es necesario que el gobierno sepa que hay grupos de presión ideológicos muy interesados en generar inestabilidad y desconfianza en las relaciones hombre-mujer, no hay que olvidar que algunos líderes gays están calificando la heterosexualidad de heterosexismo, y proponen las relaciones homosexuales y bisexuales como unas relaciones más igualitarias y armoniosas.

Generar inestabilidad y cargarse la heterosexualidad como referente humano es uno de sus claros objetivos y el gobierno debería ser muy prudente en la implementación de medidas para no ser presa fácil de intereses particulares y que en nada benefician a la sociedad en general.

Conviene que el gobierno abra nuevas vías de investigación en relación a la influencia que tiene en las relaciones interpersonales: la banalización del vínculo matrimonial y la inestabilidad familiar, también es necesario que haya más dinero público destinado a programas de prevención es decir destinados a la atención a las familias que no están en crisis, con programas de escuela de padres, orientación familiar...; es necesaria una apuesta decidida de nuestro gobierno en favor de la revisión de horarios laborales y de la conciliación familiar y laboral; y que se desbloquee de una vez por todas, la creación de un Consejo Audiovisual Español que regule los contenidos televisivos que llegan a los hogares.

En estos momentos la televisión es una de las mayores promotoras de la mezcla de sentimentalismo y sensualidad que es el caldo de cultivo de «la tiranía de la satisfacción del deseo inmediato», de la falta de autodominio personal y de la mala gestión de los propios sentimientos y frustraciones que en casos extremos acaba llegando a la violencia psicológica y física entre las personas; por todo ello, creo que al gobierno le queda un gran trecho por recorrer para atajar esta grave problema y en diversos campos.

--En relación a la posibilidad de que una pareja homosexual pueda adoptar a un hijo, ¿Cual es la posición de una organización aconfesional y apolítica como el Grupo de Entidades Catalanas de la Familia?

-- La paternidad y la maternidad son patrimonio biológico de la heterosexualidad, sólo hay vida si hay gameto masculino y femenino. Por tanto la posibilidad biológica de adoptar debería reservarse a parejas estables hombre/mujer.

Cualquier intento de paternidad vía engaño, como ya ha pasado --personas homosexuales se han hecho pasar por solteras para adoptar niños--; o vía laboratorio --mediante la donación de esperma y la inseminación artificial ocultando para mayor gravedad la identidad del donante a los niños, como está ocurriendo--, es una agresión a la integridad y al diseño de la especie humana.

--Usted ha denunciado que en España hay intentos de apropiarse del protagonismo de la educación sexual de los hijos. ¿Se siente escuchada?

-- La educación sexual se ha instrumentalizado en favor de ideologías muy concretas, como reacción a la falta de diálogo y de información que hubo en España en otras épocas históricas. Pero es necesario que las aguas vuelvan a su cauce.

Es cada vez mayor el número de padres que reclaman su derecho a que se respete su estilo educativo y a que no se vulnere en las escuelas, sobretodo cuando lo que se trata es de «acelerar la introducción» de contenidos muy polémicos como por ejemplo la normalización homosexual.

Los programas de educación sexual deberían dar una información general sin decantarse en ningún caso por unos planteamientos que sirven por ejemplo a intereses comerciales muy determinados como es el caso de las empresas farmacéuticas con la instalación de máquinas de preservativos en las escuelas.

Asimismo la formación debería contemplar que tener relaciones sexuales no es obligatorio, informando abiertamente sobre los beneficios de la abstinencia sexual, ya que en la actualidad se discrimina no sólo a nivel mediático hecho que es llamativo sino también socialmente.

Por otra parte las consecuencias que se derivan de la utilización de la sexualidad va a recaer especialmente en los padres, por lo que es necesario y beneficioso que estos adquieran todo el protagonismo.

Que los ambulatorios dispensen a menores la píldora del día después o que se practiquen abortos, sin consentimiento ni informar a los padres no es sólo un acto de injerencia y suplantación del derecho de los padres sino que puede llevar a problemas de denuncias a la administración especialmente en el caso de hemorragias y problemas que se puedan derivar.

--Hablemos del divorcio: ¿Cree que las personas que han sido abandonadas por su cónyuge encuentran suficiente apoyo en la Iglesia? ¿Conoce grupos y asociaciones que destaquen por este acompañamiento a separados y divorciados? El divorcio no es deseable, pero ¿qué hacer cuando llega?

-- Como organización aconfesional no entra en mi competencia juzgar la acción de la Iglesia. En lo que coincidimos con la Iglesia Católica en este caso, es en el valor esencial del matrimonio formado por un hombre y una mujer, con propósito de permanencia, es decir con un vínculo estable como es el contrato matrimonial y en la necesidad de proteger ese vínculo.

Las personas abandonadas por su cónyuge es necesario que rehagan su vida. Tras un abandono se suele pasar por una crisis de inseguridad personal y de tristeza, es necesario retomar la vida con serenidad y plantearse poco a poco pequeños objetivos ilusionantes. Para ello es muy importante el apoyo y respeto del entorno: familiares y amigos, que en los momentos duros es cuando se ve si realmente lo son.

Sin embargo cuando se habla de «rehacer tu vida», se suele hacer referencia a iniciar una nueva relación, buscar otra pareja para sentirte mejor y esta no es nunca una solución. Iniciar una nueva relación con un problema sin resolver, no es más que añadir más problemas a los problemas.

Estas nuevas relaciones vienen lastradas desde el principio por la desconfianza en el fondo de la relación resuena una canción «tengo que proteger mis sentimientos», ya que cuanto más se banaliza el «contrato matrimonial» más fácil es verse en situaciones a lo largo de la vida.

Enfocar la vida de cara a la mejora de uno mismo, en la mejora del carácter y la personalidad, y de la donación de uno mismo a través de la vida familiar (hijos, padres, hermanos..), de la vida profesional y de la vida trascendente, es un proyecto que sin duda puede llenar toda la vida.

En el ámbito asociativo existen muchas asociaciones de separados, sin embargo son las mismas personas separadas las que a veces no se sienten a gusto puesto que su entorno hasta entonces ha sido el de salir con otras parejas.

Además hay personas que lo que buscan a través de estas organizaciones es encontrar una nueva pareja y una persona puede haber sido abandonada pero, puede seguir amando a la persona que la ha abandonado o simplemente puede no tener interés en iniciar una nueva relación.