Sociedad

En nombre de la no discriminación, me han discriminado por ser católico

Escrito por Forum Libertas. Publicado en Laicismo-laicidad.

En una entrevista el político italiano señala como a Borrell nadie le reprocha sus ataques al cristianismo.

“¿Por qué alguien que dice que la enseñanza sexual cristiana es aberrante, como el presidente del Europarlamento (el español Josep Borrell), puede ocupar ese puesto y uno que piensa que la homosexualidad quizá es un pecado no puede desempeñar un cargo?”, plantea el ministro italiano en la entrevista que le ha realizado "La Vanguardia".

 


Buttiglione es filósofo, académico, presidente en Italia del pequeño partido demócratacristiano UDC y ministro italiano de Políticas Comunitarias. Sus declaraciones sobre la homosexualidad desencadenaron una presión sobre el presidente de la Comisión Europea para que Buttiglione no fuese comisario europeo de Justicia y Libertades. Pero, ¿qué dijo exactamente Buttiglione?

 

 

“Tampoco dije que la homosexualidad es un pecado”, explica Buttiglione en LA VANGUARDIA. Dije, en inglés: “I may think that homosexuality is a sin” (yo puedo pensar que la homosexualidad es un pecado) e hice también una distinción kantiana entre moral y derecho.”

 

“No fui prudente, sino prudentísimo”, continua. “No quise hablar de pecado y política, ellos lo hicieron. Yo expliqué la distinción entre moral y derecho; ellos no la aceptaron. No hay nada en mis palabras que un liberal y un demócrata no pueda aceptar. Hubo una campaña de difamación sistemática.”

 

Hijos de Marte, hijos de Venus, y madres solteras

 

También denuncia una distorsión sobre sus palabras mencionando de forma metafórica el concepto de “madre soltera”.

 

“Se dijo que estoy contra las madres solteras, a raíz de una conferencia sobre América y Europa en la que cité la teoría de que los americanos son hijos de Marte y los europeos son hijos de venus y que, pobre Venus, ella sola y con hijos, ¿por qué no se casa con Marte por el bien de nuestra política exterior? Yo apoyo a las madres solas, porque en un tiempo histórico como el nuestro, en el que es tan fácil abortar, son heroínas que llevan adelante su embarazo”, explica el filósofo italiano.

 

El nuevo dogma

 

Buttiglione hace un análisis del pensamiento de fondo que ha posibilitado su discriminación por razones religiosas.

 

“En Europa se está intentando imponer uan moral de parte, según la cual la homosexualidad no tiene nada que pueda ser objetado; ése es el nuevo dogma. También está vetado pensar que hay diferencia entre el bien y el mal, profundizar en los temas y decir que una cosa es mala.”

 

“Se quiere una democracia fundada en el relativismo ético absoluto, lo cual es peligroso”, prosigue el político. “Lo explican dos autores: Benito Mussolini, quien sostenía que si no existe ninguna verdad objetivo, es posible utilizar cualquier medio para imponer las propias ideas, y Platón, que alertaba de que una democracia sofística no tiene ninguna defensa contra la corrupción.”

 

¿De qué pueden hablar los cristianos?

 

Preguntado por si la Iglesia busca imponer sus principios a otros responde:

 

“Está claro que nosotros [los cristianos] no queremos imponer nuestra verdad, pero en cuestiones controvertidas tenemos derecho a dar nuestra opinión y a participar en el debate, respetando las reglas de la democracia. Con las premisas que se manejaron en mi caso, el candidato demócrata a la presidencia de Estados Unidos, el católico John Kerry, habría sido considerado inadecuado para el puesto de comisario europeo, porque él cree que el aborto es un mal moral pero no cree que deba ser objeto de una ley punitiva; es decir, hace una distinción entre moral y derecho. El asunto central son los derechos de la persona, y la UE me discriminó por católico en nombre de la no discriminación.”

 

PALABRAS TEXTUALES DE BUTTIGLIONE TOMADAS DE LAS ACTAS DEL PARLAMENTO EUROPEO

Sobre la mujer: 

Dije que las mujeres están hoy sobrecargadas, y que necesitamos desarrollar una política para las mujeres que les permita ser madres, por una parte, y, por otra, desarrollar sus propios talentos profesionalmente. 

 

Sobre el matrimonio:

Pienso que esto no tiene particular relevancia en este área, porque de forma expresa la definición del matrimonio corresponde a la competencia de los Estados miembros, por lo que el que yo piense esto o lo otro no tiene ningún impacto práctico. Por cierto, este punto de vista es aceptado hoy por 22 de los 25 Estados miembros. No es una competencia de la Unión Europea. No debe convertirse en competencia de la Unión Europea. Es competencia de los Estados miembros y debe continuar siendo competencia de los Estados miembros, en conformidad con el principio de subsidiariedad. Es una cuestión de discusión filosófica, pero no política.

 

Sobre las personas homosexuales:

El Estado no tiene el derecho de interferir en estas materias, y nadie puede ser discriminado negativamente basándose en su orientación sexual o en su orientación de género. Esto está establecido en la Carta de Derechos Humanos. Esto está establecido en la Constitución, y yo he jurado defender esta Constitución. 

Los derechos de los homosexuales deben ser defendidos en la misma base que los de todos los demás ciudadanos europeos. Si hay específicos problemas que afecten a los homosexuales, estoy dispuesto a considerar estos específicos problemas.

 

Si me dice, por ejemplo, que existe una particular concentración de violencia contra homosexuales, entonces yo estoy dispuesto a darles mejores garantías de su derecho de igualdad.

 

 

 

Recomendamos

Noticias de ageanet

Escriba su correo electrónico